En el FAQ Friday de esta semana, Rebecca Wade, abogada de Wade Grimes Friedman Meinken & Leischner, explica las implicaciones legales que rodean el divorcio si no eres no ciudadano en Virginia.

Wade dice que los problemas surgen cuando una persona que no es ciudadana está casada/o con un ciudadano/a de los Estados Unidos o residente y el que no es ciudadano ha obtenido un estado legal a través de ese matrimonio.

Si alguien que no es ciudadano se casa con un ciudadano de los Estados Unidos, el ciudadano puede solicitar que el no ciudadano obtenga una tarjeta de residencia. Después de solicitar una tarjeta verde, el que no es ciudadano recibe una tarjeta verde provisional de 2 años. Para recibir una tarjeta verde permanente de 10 años, al final de esos dos años, la pareja debe demostrarle a USCIS que el matrimonio aún se mantiene. Si la pareja casada ya no está unida después de esos dos años, es posible que no le den la tarjeta verde de 10 años.

Esto puede convertirse en un problema cuando la pareja decide divorciarse. Wade explica que Virginia requiere un período de separación para solicitar el divorcio. Aveces las personas afirman que fueron separadas antes de lo que realmente eran para acelerar el proceso de divorcio.

En este caso, cuando el gobierno revisa el decreto de divorcio y ve que la pareja se separó cuando se emitió su tarjeta verde de 10 años, puede ser que la persona que no es ciudadano:

  • No va a poder recibir una tarjeta verde de 10 años
  • No va a poder renovar su tarjeta verde de 10 años
  • O tendrá su solicitud de ciudadanía denegada

Además, uno o ambos cónyuges podrían ser acusados ​​de fraude inmigratorio si primero le dijeron al gobierno que estaban casados ​​cuando obtuvieron la tarjeta verde de 10 años y luego afirman que fueron separados en ese momento ante una corte de divorcio.

Antes de solicitar el divorcio, consulta con un abogado con experiencia que comprenda las implicaciones de la situación.